miércoles, octubre 25, 2006

Un pingüino en mi blog.

No es un misterio para el que me conoce, mi animal preferido es el pingüino.
Entiendo que no es una base muy profunda para crear un personaje, pero por algún motivo me pareció que un animal tan gracioso como ese no había sido muy aprovechado. De los dibujos clásicos, que yo recuerde, sólo estaban Pablo, el pingüino friolero de
Los tres caballeros, que es una de mis películas preferidas de Walt Disney, y Chilly Willy, el pingüinito del show del Pájaro Loco que además no tenía una personalidad muy acentuada y era una copia del anterior (Creo que sólo se salvaba porque un par de cortos de ese personaje estaban dirigidos por el gran Tex Avery)
Pues nada, con todas estas referencias en el melón me puse a ver si me salía un pingüino, enseguida pensé que debería ser un pícaro, algo así como un Don Juan venido a menos y al pensar en el "frack natural" que lleva me salió la caracterización a lo años veinte.
El problema es que una vez creado no tenía ni idea de qué hacer con él.
Por lo pronto están estas dos cositas que aparecieron en mi libreta de cuadritos, junto con los demás bocetos en sucio y alguna ilustración más, pero no sé si será el protagonista de una tira, de una serie de chistes o de qué...

Por lo pronto esto es lo que sé de él:

1)
Está muy convencido de que es sexi.

2) Es un gran admirador de la actriz
Louise Brooks.

3) Como todos los pingüinos y todos los aristócratas al estilo años 20 tiene una sexualidad un tanto indefinida

4) Vive en una parte del Polo donde los iglús tienen antenas para ver la tele

No, no es mucho, pero ¿Él qué piensa de todo esto?

PD: En el primer dibujo pone: "La pérdida de tiempo también puede ser un arte".
En el segundo pone: "Anonadado me ando"
Esto por si alguien no entiende mi forma natural de escribir, recuerden que es letra de dibujito en sucio.
Muchas gracias.

7 comentarios:

choko dijo...

Ahora que lo pienso están los pingüinos de Liniers...
Quizás no sea tan buena idea...

Los Burgomaestres dijo...

Qué va, qué va, es muy buena idea, amigo Choko. A lo mejor, le iría bien un compañero, un esquimal que contraste con el dandysmo del pingüino.
También siguen siendo muy buenos sus nuevos posts, qué alegría tropezarnos con Jerry y con Oliver.
En fin,vamos a aporrear un rato el teclado al compás de la orquesta...

choko dijo...

Gracias por hacerme de don Optimos amigos burgos...
La verdad es que la idea que me dan no es ninguna tontería, pero es que este personaje, ya les digo, lo tengo en un estado embrionario aún...
Los próximos artículos estarán mejor ya verán.
Me alegro de que aporreen la máquina sobretodo si es para sacar nuevos posts como los que están sacando en su blog (o lo que sea) ultimamente.

javi dijo...

Me parece muy chulo! Y está muy bien esa línea tan sencilla de sobre todo el segundo dibujo, que define todo en cuatro trazos. Tiene encanto! :)

Yo, no sé, lo imagino a partir de estos dos dibujos en un tono vital como del tio Gilito -pero sin la avaricia- más que como los filosóficos pingüinos de Liniers. Dele, dele carrete, a ver por donde le sale...

Un saludo!

choko dijo...

Algo de Barks y Gilito podría haber, sí, yo me fijaba más en Segar y Herriman, salvando las distancias, claro, pero no está mal la comparación y así el pingüino podría vivir extrañas aventuras (no sé si con erótico resultado que diría Homer Simpson)

Los lectores de este blog sois un chollo! Me dais unas ideas que, la verdad, me pueden encaminar mucho...

También aspiro a simplificar las líneas, y a expresar más con menos, como tú me señalas javi.

Un saludo de vuelta, tío!

javi dijo...

Un truco, que puede funcionar:
dibujar en pequeñito. A un amigo mío le salían cosas muy cachondas así, muy gráficas.

Un saludo!

choko dijo...

Es una buena idea, de hecho en el segundo dibujo el original es mucho más pequeñito...